728 x 90

Revista 20

Y... A TRABAJAR

  • III Época
  • Diciembre 2007
  • Por Aspas Manchegas
  • 131 lecturas

Es lo que deberá hacer y a fondo, la nueva Corporación, para intentar mejorar la calidad de vida de nuestros vecinos, corrigiendo o haciendo aquello que la anterior no ha realizado ¿porque no ha podido o porque no ha querido?, tales como circulación, ruidos, aparcamiento, limpieza, urbanismo, alumbrado, etc.
Si comenzamos por la circulación, o sea tráfico urbano, NO ERA TOLERABLE que sigamos sin tener instalados los populares «guardias tumbados» (esos resaltes que impiden que nuestras calles sean un auténtico circuito de carreras), para la propia seguridad de las personas, que se veían obligadas a cruzar la calzada por pasos «cebra» donde los vehículos (salvo excepciones) NO SE DETENÍAN.
Nuestras aceras siguen sin ampliarse, dificultando así la circulación de personas que se ven obligadas a valerse de muletas o madres que llevan a sus hijos en cochecito.
Para colmo, por la calle peatonal (Fray Alonso Cano) circulan bicicletas, motos y hasta caballos con su jinete.
Los ruidos es otra asignatura grave y pendiente, pues no se puede TOLERAR vehículos (sobre todo motos y quad) con escapes libres sin que la POLICIA LOCAL ponga coto a ello. Pubs que no dejan descansar a sus vecinos, es otro de los temas pendientes.
Dentro del primer grupo de problemas, el APARCAMIENTO es un CAOS, en algunas zonas como la carretera nacional (N-420 de Córdoba a Tarragona, por Cuenca) que a su paso por el municipio lleva el nombre de un gran maestro que fue Don Sabino, se siga aparcando en el arcén o en la acera (¿la Guardia Civil, acaso no se entera o no lo ve?).
En el capitulo de limpieza, algunas plazas y calles, deja bastante que desear y esperamos sea corregido en los próximos meses. Bien es verdad que falta educación ciudadana, sobre todo en los jóvenes a los que desde los centros de enseñanza se deberían inculcar los comportamientos cívicos, como en la foto del joven sentado en el respaldo.
En cuánto al alumbrado, además de ser deficiente en muchos casos (solo hay puntos a un lado o farolas tapadas por árboles, como en el paseo de la Feria), en otros están mal diseñados y se pierde mucha luminosidad hacia arriba ( Plaza Mayor, Fray Alonso Cano y otras), incluso con sobrante de puntos de luz, excepto los que han dejado de funcionar y no se reponen. También quiero resaltar la falta de luz y sonido de campanadas en el Reloj de La Villa.
Quizá lo más «peliagudo» sea el urbanismo en general, tal como solares sin edificar en el centro urbano, cercados con chapas u otros materiales poco apropiados al entorno, casas antiguas abandonadas con paredes de tierra fáciles de derrumbarse con las lluvias, entradas a casa cuyos escalones INVADEN IMPUNEMENTE las aceras y no digamos de estas últimas en algún caso inexistentes.
Adiós, señor Alcalde, adiós y bienvenido el nuevo edil, del que ESPERAMOS MUCHO... ¿CUANTO?


NOTA.- En el anterior número, por un desliz, se incluyó la foto de un vehículo cuya matricula no debía aparecer, por lo cual pido disculpas a su propietario.

Navega por el sumario, para leer los distintos artículos de este número.