728 x 90

Revista 16

Mota del Cuervo, en la Ruta a Santiago de Compostela

  • III Época
  • Diciembre 2004
  • Por Aspas Manchegas
  • 144 lecturas

Este año es especial para los que peregrinan a Santiago, pues lo hacen en busca del tan ansiado Jubileo. Es de todos conocido que esta peregrinación se puede llevar a cabo por distintos «caminos» de los que destacan por su importancia, el francés, el del Norte, la Vía de la Plata y el portugués, pero existen muchos más; aquí nos centraremos en uno: el camino de Levante.
El origen de este camino se remonta época bajo-medieval (siglo XIII) donde los puertos levantinos constituían el punto de llegada de numerosos peregrinos, que del Mediterráneo querían llegar a Compostela, y suponía el lugar de retorno a Jerusalén o Roma, siendo sitio obligado de paso para estos; no en vano, la ciudad de Valencia estuvo dotada de un total de trece hospitales de beneficencia que acogerían a estos romeros, lo que hacía de este punto uno de los más importantes centros de peregrinación. Era la vía al sur de los reinos cristianos peninsulares, que conducía a Toledo a lo largo de antiguas calzadas romanas y vías pecuarias de segundo orden y desde aquí conectaba con la Vía de la Plata por Extremadura o más al norte por Ávila y Zamora.
De Levante (Fig. 1) también parte un camino desde Alicante y otro desde Murcia, pero nosotros nos centraremos en el que tiene su punto de partida en Valencia. Esta dividido en un total de 42 etapas para cubrir 1.103 kilómetros, atravesando cinco comunidades autónomas distintas (Valencia – 117 km.-, Castilla La Mancha –440 km.-, Madrid –15 km.-, Castilla León –304 km.- y Galicia –227 km.-) y a un promedio de 26,2 km. andados por día entre los siguientes puntos: Valencia-Algemesí, Algemesí-Játiva, Játiva-Vallada, Vallada-La Fuente de la Higuera, La Fuente de la Higuera-Almansa, Almansa-Higueruela, Higueruela-Chinchilla, Chinchilla-Albacete, Albacete-La Roda, La Roda-San Clemente, San Clemente-Las Pedroñeras, Las Pedroñeras-El Toboso, El Toboso-Villa de Don Fadrique, Villa de Don Fadrique-Tembleque, Tembleque-Mora, Mora-Toledo, Toledo-Torrijos, Torrijos-Escalona, Escalona-San Martín de Valdeiglesias, San Martín de Valdeiglesias-Cebreros, Cebreros-Ávila, Ávila-Hernansancho, Hernansancho-Arévalo, Arévalo-Medina del Campo, Medina del Campo-Siete Iglesias de Trabancos, Siete Iglesias de Trabancos-Toro, Toro-Zamora, Zamora-Granja de Moreruela, Granja de Moreruela-Tábara, Tábara-Santa Marta de Tera, Santa Marta de Tera-Mombuey, Mombuey-Puebla de Sanabria, Puebla de Sanabria-Lubián, Lubián-A Gudiña, A Gudiña-Laza, Laza-Xunqueira de Ambia, Xunqueira de Ambia-Orense, Orense-Cea, Cea-Castro Dozón, Castro Dozón-Silleda, Silleda-Ponte Ulla, Ponte Ulla-Santiago.
Una vez expuestas las generalidades del camino, concentrémonos en la etapa decimosegunda, de 26,5 km., de la que una parte discurre por tierras moteñas. El camino comienza en las Pedroñeras, desde allí se dirige al Pedernoso, luego a Santa María de los Llanos, de donde sale dirección oeste, por el camino de arrieros, en dirección a nuestro pueblo y entra en su término municipal, por la parte sur-este, a la altura del paraje Cuesta de las Viñuelas, donde el camino que llevamos nos conduce hasta las cercanías de la carretera nacional, que cruzamos por un subterráneo para entrar al pueblo por el camino de las Mesas, que nos lleva a la Plaza de la Cruz Verde y de ahí a la calle Mayor Alta; la vía sale del pueblo por la calle Don Sabino para continuar por la calle las Fuentes y, por la izquierda, sin cruzar el camino Real Alto, dejando la ermita de Santa Ana a la derecha, sigue por el camino viejo del Toboso (por detrás de la gasolinera), que a 4,5 km. abandona nuestro término municipal para dirigirse al final de etapa a la Patria de Dulcinea.
Se trata de un tramo de camino de 9 km. desde que entra hasta que abandona el pueblo; una ruta llana, sin apenas dificultades montañosas y que antaño pudo formar parte de la red de caminos que utilizaron los moriscos para sus desplazamientos y, más tarde, los arrieros para la distribución de sus mercancías. En esta breve estancia por nuestra tierra el visitante se encontrará, primeramente, con el balcón de la Mancha que, con su presencia, ya advierte a los transeúntes que están ante una Villa molinera por excelencia y de gran tradición alfarera, al atravesar el emblemático barrio de las cantarerías; también hallará lugares llenos de espiritualidad como la Parroquia de San Miguel Arcángel, sin olvidar la visita a ermita de Santa Ana y la fachada del antiguo Hospital de pobres o de Ntra. Sra. de la Asunción, todas ellas importantes obras arquitectónicas promovidas por la Orden de Santiago.
Desconocemos si el visitante quiere hacer noche en nuestro pueblo, dónde puede hacerlo, al igual que si desea sellar su compostela o cartilla del peregrino dónde puede hacerlo; son de agradecer iniciativas recientes entorno a este tema como la de marcar la dirección del camino con una concha y estoy seguro que la Corporación Municipal va a poner todo su empeño en revitalizar un aspecto tan importante y característico de lo relacionado con esta vía, ya que el camino es un encuentro con los demás peregrinos y con uno mismo; en su discurrir podremos contemplar las distintas costumbres (culturas) de los diferentes pueblos que lo jalonan, así como toda su riqueza histórica, artística y natural, que debemos admirar y respetar.
Hace pocos días escuché un comentario en los medios de comunicación que hablaba de que los propios habitantes de Santiago de Compostela nunca tendrían la experiencia del peregrino que viene de fuera y culmina su viaje ante el Apóstol; aprovechemos esta oportunidad que tenemos, máxime este Año Santo, o en cualquier momento de ocio, para intentar hacer este trayecto en cualquiera de sus formas, para experimentar una experiencia única y aprender a comprender, ayudar, compartir, agradecer y admirar todo lo que esta mágica ruta pone ante nosotros.

BIBLIOGRAFÍA
- GARCÍA-BANGO TORVISO. I (1989).:
El Camino de Santiago.
- SÁNCHEZ RIBES. A (2004).:
De Valencia a Santiago. Otra ruta a Compostela.
- www.vieiragrino.com - www.caminosantiago.org

Navega por el sumario, para leer los distintos artículos de este número.